Reestrena tu ropa: recupera las prendas que dabas por perdidas

Con la economía como está, es difícil decidirse a comprar ropa nueva. No todos pueden darse el lujo de comprar nuevas prendas.

Y por eso muchos pasan años repitiendo constantemente el contenido de su clóset.

Por supuesto, todos podemos repetir la ropa, pero en realidad esto puede ser dañino para cada prenda por razones evidentes.

No se trata de que la gente vaya a juzgarte por siempre vestir lo mismo, sino de que no hay prendas indestructibles, y que eventualmente tus ropas se deterioraron y no podrás seguir vistiéndose.

Pero si quieres descubrir cómo salvarlas, y evitar el problema de comprar ropa que quizás no puedas costear, tienes que leer este artículo.

No todo está perdido, y de hecho, hay muy buenas soluciones que podrán mantener tus ahorros a salvo por algo más de tiempo.

Los nueve métodos garantizados para restaurar tu ropa

Acaba con el desgaste de tus zapatos: usa pegamento para recuperar el cuero que se haya levantado de tu zapato. Vuelve a pegar lo que haya cedido, mantenlo apretado por cuatro minutos, y luego cubre con varias capas de betún.

Recupera tu seda: añade un acondicionador al enjuague o suavizante de tu ropa de seda, y lograrás que recuperen su brillo y suavidad.

Pantalones: si quieres preservar el color de tus pantalones, en especial los jeans, tienes que agregarle media taza de vinagre y un poco de sal a tu detergente habitual. Tras lavar tus pantalones con esta mezcla parecerán recién salidos de la tienda.

Recupera tus botas de cuero: necesitas un cepillo humedecido en media taza de amoníaco y una cucharada de vinagre disueltos en un litro de agua. Tras frotar esta sustancia en la zona desgastada de tus botas, el cambio te dejará en shock.

También Puedes Leer  Elimina las verrugas con este método natural

Acaba con las manchas que dañan los accesorios de piel: así sea piel sintética, es propensa a producir manchas. Para eliminarlas, usa un algodón mojado en vinagre y frótalo contra esas manchas.

Recupera tus zapatos de charol: con un trapo humedecido en limpiavidrios, tienes que limpiar el zapato por completo. Todos creerán que son zapatos nuevos.

Elimina la pelusa: con un trozo de cierre mágico, que puedes comprar en tiendas o usar el que haya en otras prendas, quizás, puedes eliminar las pelusas indeseables. Sólo tienes que pasar la zona rasposa del cierre mágico por toda la prenda con pelusa, y la eliminará por completo.

Rejuvenece tus toallas: si sumerges toallas en un tobo con agua y sal gruesa, lograrás que tus toallas recuperen su contextura inicial. Tras lavarlas sentirás la diferencia.

Elimina las manchas de sangre: con un litro de agua, dos cucharadas de amoníaco o alcohol, podrás acabar con este problema. Sólo tienes que poner algo de la mezcla en las manchas, frotar, y luego lavar como siempre. No habrá rastro de la sangre.

Con estos trucos, olvídate de sufrir por la ropa desgastada. Recupera tus prendas y no te preocupes más por tener que comprar ropa nueva muy a menudo, tu bolsillo te lo agradecerá.

Esta perrita amordazada fue rescatada por una brigada en contra del maltrato animal Por poco y muere

Lo que hizo esta mujer mientras amamantaba a su hijo generó controversia