Mis piernas y muslos estaban llenas de varices, pero con esto las hice desaparecer todas en pocos días.

Las varices no son más que venas dilatadas por la mala circulación, estas se tornan verdosas o moradas y se pueden ver a través de la piel.

Normalmente se desarrollan en las piernas y forman coágulos de sangre que entorpecen toda la circulación del cuerpo.

Las varices se pueden presentar tanto en hombres como en mujeres, pero son estas últimas en las que es más recurrente este problema.

Para las mujeres las varices son un inconveniente estético, es decir, algo que daña la forma en que se ven las piernas y por ello se preocupan por remediarlo, pero no hay que olvidar que estas marcas son la señal más clara de que hay problemas en la circulación de la sangre.

Las varices pueden ser curadas mediante métodos especializados que consisten en inyecciones que eliminen las obstrucciones en las venas para que la sangre circule con normalidad y así la vena puede dejar de dilatarse, pero esta no es la única manera de lograr ello.

Sigue este consejo y elimina las varices de tu cuerpo

La mejor manera de hacer que las varices no aparezcan o sean prevenidas, es concentrándose en mejora la circulación de la sangre, o bien haciendo que esta no se vea afectada por ningún factor.

Esto lo podemos lograr naturalmente de ciertas formas.

Aquí te daremos la receta de un remedio completamente natural que te ayudará a eliminar y prevenir las varices, para su preparación solo necesitas lo siguiente:

Ingredientes:

  • Vinagre de manzana orgánico (1 taza).
  • Tomates verdes (5 unidades).
  • Frasco de cristal con tapa.
  • Venda adhesiva o gasa.
También Puedes Leer  Conoce la mejor forma rapida y "FACIL" de eliminar la grasa de la espalda en unos dias

Preparación:

  • Lo primero que harás será picar los tomates en rodajas, coloca estos en el frasco y llénalo con vinagre.
  • Cierra el frasco y consérvalo en un lugar oscuro y fresco.
  • Deja reposar esto por 48 horas.
  • Pasado el tiempo trascurrido podrás usar la preparación, toma un tomate del frasco y aplícalo sobre la zona afectada, ayudándote con la venda fija el tomate a la zona y deja actuar.
  • Lo mejor es que hagas esto durante la noche y dejes que actúe hasta la mañana siguiente.

Realiza este tratamiento diariamente y así podrás hacer que las várices desaparezcan por completo.

Comparte esta información en tus redes sociales.

AVENA y PIÑA Licuada Con 3 Ingredientes Más, La Clave Para Reconstruir Los Cartílagos, Ligamentos Y Fortalecer Las Rodillas.

zapatillas

Deja tus zapatillas blancas y relucientes con estos 2 trucos caseros ¡Genial!