Mi hijo no quiere comer ¿Qué hago?

Muchos niños ponen resistencia a ciertos alimentos o simplemente no quieren comer, esta es una etapa por la que todos pasan, y va desde os 2 a 5 años de edad. En ese tiempo es posible que su hijo sienta rechazo por verduras, hortaliza, carnes o cualquier otro alimento debido a su textura o quizás su olor.

Esta fase de la vida pasa, con el tiempo el niño coma porciones más grande y se atreverá a comer alimentos con texturas diferentes. Pero si en el caso de tu hijo ya paso del rango de edad antes mencionado y aun tiene ese problema seria conveniente llevarlo a un especialista ya que el problema podría ser de tipo psicológico.

Cuando esto pasa los padres se preocupan y tratan de obligar al niño a comer, pero este se rehúsa, por lo que terminan haciéndole siempre el mismo  menú con tal de que prueben bocado. Esta situación debe tratarse.

Es importante que un médico, podría ser nutricionista que evalué la conducta del niño frete a la comida, para verificar si tiene un trastorno alimenticio, y además los guíe en la forma de alimentación que deben suministrarle.

Como tratar los desordenes alimenticios

Si ya notaste que el comportamiento de tu hijo frente a la comida no es del todo normal, llévalo a un especialista, para que puedan hacerle una terapia cognitiva conductual, en las cuales se le brindara al niño herramientas para trabajar en sus pensamientos y acciones.

Esta terapia se llama “Desensibilizacion Sistemática”, en donde se le pide al niño que realice un registro de su comportamiento frente a los alimentos. También se le pide que haga una lista de los alimentos que le gustaría probar algún día, y cuando logren probarlos se les da una recompensa.

Además si el niño sufre de ansiedad, se les enseña a relajarse frente a la comida y se le cuentan historias sobres los alimentos para que se animen a probarlos.

Para tratar este trastorno alimenticio se necesita de ayuda psicológica y nutricional, para que el pequeño pueda animarse a probar alimentos nuevos y que esos alimentos tengan el balance nutricional que necesita con el fin de evitar la desnutrición.

Pero además te vamos a dar unos trucos que puedes emplear para tratar de que tu hijo coma más cantidad y variado:

  • Ofrécele alimentos nuevos cuando tiene hambre, de esa forma se animara a probarlos.
  • Si te rechaza un alimento un día no te des por vencido sigue intentando en otras ocasiones.
  • Combina sus alimentos preferidos con los nuevos para que pruebe la comida.
  • Evita que beba mucho líquido antes de la comida.
  • El tiempo de comer debe no debe ser menor de 20 minutos ni mayor de media hora.
  • Si el niño no quiere comer, evite regañarlo ya que el pondrá mas resistencia.
  • Establezca horarios fijos de comida donde todos compartan la mesa.
  • Integrado en las actividades de compra de los alimentos.
  • Cuéntale historias sobre alimentos.

Si haces estos consejos seguramente tu hijo pasara la etapa rápidamente, de lo contrario ya sabes que debes llevarlo con un especialista.

Si te gusto el articulo compártelo.

Cuatro remedios caseros para la retención de liquido

Preparar crema natural con ácido hialurónico para la flacidez