Libera el exceso de cera de tus oídos y mejora la audición con estos remedios

Los oídos son una parte importante de nuestro cuerpo y necesitan cuidados especiales.

Pero debes estar atento en cuanto a esto porque también son muy delicados y puedes causarle serios daños de tener una limpieza inadecuada.

La cera que se acumula dentro de tu oído no es del todo mala, ella los protege de bacterias, impurezas o bichos que quieran entrar quedan atrapados aquí, sin embargo todo en exceso es malo y esto representa un problema estético, además de infecciones e inconvenientes con la audición.

Otras dificultades que puedes presenciar son dolores, zumbidos y picor. La acumulación de cera se puede deber a varios factores.

Entre ellos la falta de higiene y el mal uso de los hisopos, puede que la estés empujando hacia dentro, esto también puede suceder con los audífonos o tapones de oído.

Remedios caseros para retirar el exceso de cerumen

Te mostraremos una serie de remedios caseros que te ayudarán a mejorar la audición y a eliminar el exceso de cera acumulada en tu oído.

  1. Solución Salina

Mezcla 1 cucharada de sal en ½ taza de agua templada hasta que esté completamente disuelta. Luego humedece un poco de algodón en la solución salina y exprime varias gotas dentro de tu oído. Inclina un poco tu cabeza para que el líquido pueda ingresar bien, luego gírala en sentido contrario para dejar salir la sustancia.

  1. Peróxido de hidrogeno

Necesitarás peróxido de hidrogeno menor o igual al 3% luego lo debes mezclar en cantidades iguales con agua. Inclina tu cabeza y deja caer varias gotas dentro de tu oído permanece en esta posición por algunos segundos y gira al lado opuesto. Repite el procedimiento con el otro oído.

  1. Aceite de bebé
También Puedes Leer  Diversos usos que puedes darle a este producto mentolado que desconocías

Coloca varias gotas en tu oído y déjalo algunos segundos para ablandar la cera. Luego pon un trozo de algodón para evitar que salga el aceite. Espera un poco más y voltea tu cabeza para el lado contrario y dejas salir la sustancia.

  1. Vinagre y alcohol para fricciones

Mezcla en igualdad de cantidades un poco de vinagre blanco y alcohol. Vierte unas gotas de esta sustancia en tu oído y déjalo varios segundos. Luego gira tu cabeza y deja salir el líquido.

  1. Aceite de oliva

El aceite de oliva ablanda y facilita la extracción de cerumen de tus oídos. Solo debes aplicar 2 o 3 gotas en la oreja antes de irte a dormir y repetir el proceso durante 3 o 4 días, para luego realizar la extracción.

  1. Agua tibia

Esta es otra opción y es bastante económica puedes verter unas gotas de agua tibia pero no caliente, ten cuidado, dejar unos segundos y voltear tu cabeza para que salga el líquido.

Este señor hizo algo increíble cuando descubrió a unas mujeres desnudas bañándose en su estanque

Tú cabello crecerá increíblemente rápido con este remedio