Horrorizada, la cosmetóloga advierte a sus lectores sobre este catastrófico error

Los tratamientos de belleza no son algo novedoso, estos existen desde hace mucho tiempo, la única diferencia es que han ido evolucionando y mejorando sus técnicas.

Así como también han aparecido nuevos métodos dependiendo de lo que esté en tendencia.

En la actualidad podemos conseguir una amplia gama de tratamientos de belleza, así como productos que ayudan a conseguir esa imagen que deseamos, de este modo podemos encontrar: extensiones de cabello, maquillaje de todo tipo, tintes y demás.

Uno de los procedimientos estéticos que está muy de moda actualmente es el de instalar extensiones de pestañas.

A diferencia de las pestañas postizas que se usan para ciertas ocasiones, las extensiones de pestañas lucen “más naturales” y pueden durar hasta un par de semanas.

No debes usar extensiones de pestañas de esta manera, te arrepentirás

Las pestañas largas y abundantes son los más trendy que hay hoy en día entre las mujeres, esta moda ha sido incentivada por muchas celebridades que se muestran en sus redes sociales luciendo pestañas impresionantes.

Esto ha llevado a que aumente el número de centros de belleza donde realizan este procedimiento y muchas mujeres están comenzando a aplicarlo como una parte más de su rutina de belleza. Sin embargo, tenemos una historia que nos muestra el lado negativo de este auge estético.

Emma Dhanjal es una mujer que cuenta con un centro estético, ubicado en Perth, Australia. Un día como cualquier otro Emma recibió a una cliente que pidió el tratamiento de extensiones de pestañas, pues su cumpleaños era la semana siguiente.

Cuando Emma le pide a la mujer que se siente en la silla para comenzar el procedimiento, se consigue con algo que la dejó horrorizada. Las pestañas de la cliente estaban en muy mal estado, estaban rotas y los parpados se encontraban inflamados y con irritación.

También Puedes Leer  analgésicos naturales para combatir y eliminar cualquier dolor al instante

Cuando Emma usó las pinzas para separar las pestañas de la mujer, estas comenzaron a caerse solas. Lo que ocurrió fue que, a la mujer, anteriormente, le habían realizado una instalación de extensiones en otro centro estético, en el cual le dañaron por completo las pestañas naturales.

Es por ello que al recurrir a estos procedimientos debemos buscar a un experto que sepa lo que está haciendo y no optar por la opción más barata, ya que como dice el dicho: “lo barato sale más costoso”.

Comparte esta información en tus redes para que más personas estén enteradas.

Los neurólogos han tocado la campana y alertan a la mujer a prestar atención a este consejo, acerca de las horas que duermen

Te dijeron que beber agua en ayunas es bueno, pero esto no te lo dijeron ¡Es increíble!