Formas naturales que ayudan a controlar el asma

Las enfermedades respiratorias son muy comunes tanto en los niños y niñas así como en las personas adultas, son muchas las personas que padecen de estas y que deben estar al pendiente del tratamiento de ellas y así evitar problemas mucho más graves.

Como ya lo sabes este tipo de problemas involucran nuestras vías respiratorias por lo que son algo bastante delicadas y es importante que nos tratemos y controlemos este tipo de enfermedades y así evitamos problemas peores.

Aunque no lo creas, las enfermedades respiratorias más populares han causado la muerte de muchas personas y entre estas está el asma, una de las más comunes en las personas hoy en día y que es importantísimo tratarla de la manera adecuada.

Si tú eres de los que padece de asma o conoces a alguien que la padece y temes por su vida ya que esta enfermedad es peligrosa muchas veces entonces te recomendamos sigas leyendo este post que hoy hemos traído para ti donde te enseñaremos a tratar el asma y a controlarla de la manera adecuada.

Mejora tu asma de forma natural

El asma es una enfermedad que afecta las vías respiratorias, si bien tienen tratamiento esta puede ser suficientemente riesgosa e incluso afectar la vida de la persona de la peor manera, ya que cuando el asma se presenta puede tapar las vías respiratorias.

Para que esta enfermedad no nos afecte tanto hay algunos aspectos que puedes poner en práctica y la verdad es que te irá de maravilla si pones en práctica lo que hoy nosotros te estaremos dando a conocer.

Debes saber que la alimentación influye en el asma por lo que se recomienda comer:

También Puedes Leer  Quiropráctico advierte y muestra a todo el mundo algo oculto, porque nunca debes dormir del lado derecho.

Manzana: Son ricas en bioflavonoides que se consideran como antihistamínicos naturales y desinflaman las vías respiratorias.

Banana o plátano: Contiene piridoxina que contiene vitamina B6 y relaja el músculo liso bronquial.

Avena: Es un excelente expectorante que ayuda a que las secreciones sean mucho más fáciles y así se expulse la flema acumulada.

Cerezas: Son ricas en quercetina, un antioxidante que protege los conductos respiratorios de las toxinas y radicales libres.

Jengibre: Este disminuye las respuestas alérgicas ya que disminuye la Inmunoglobulina E y además tiene propiedades relajantes y anti-inflamatorias en los bronquios.

Evita consumir las grasas saturadas ya que empeorarán los síntomas, los lácteos enteros, es mejor que consumas los desnatados o descremados, evita las carnes rojas y los alimentos con demasiado contenido de sal.

Además de ello evita el alcohol y el tabaco, el contacto con el moho, contaminación ambiental, la hiperventilación que pueda desencadenar episodios de asma.

Gracias por leernos.

Alimentos permitidos y prohibidos para diabéticos

Beber café podría hacer que vivas más – Conoce más detalles