Este Efectivo Método De Seguridad Solo Necesita Un Tenerdor

La seguridad es uno de los factores más importantes para la vida. Cuando dejamos nuestra casa sola esperamos que al regresar esté todo en perfecto estado.

Siempre que salimos sea de viaje o a trabajar nos preocupamos de cerrar todo. La seguridad de nuestra familia y nuestros objetos está primero que todo.

Pensando siempre en esto gastamos grandes sumas de dinero en sistemas de alarmas o incluso en animales entrenados que nos brinden protección.

Sin saber que hay métodos sencillos que te permiten estar 100% seguros dentro de tu hogar, especialmente durante las noches.

El truco que te enseñaremos a continuación promete ser el mejor invento en cuanto a seguridad se refiere.

Solo vas a necesitar un tenedor. Sí, como lo lees un TENEDOR será la solución a los problemas de inseguridad.

Utiliza el tenedor de una manera diferente y protege tu vida

tenedoryseguridad

Para poner en práctica este sencillo método debes seguir los siguientes pasos:

Paso 1: Consigue un tenedor resistente. Es necesario que sea lo suficientemente fuerte. Los dientes del mismo deberán tener unas dos pulgadas de largo.

A su vez, el mango de forma cónica o triangular son los más recomendados.

Paso 2: Ahora necesitarás un marcador permanente. Introduce el tenedor en el orificio de cierre, también llamado enganche. Con el marcador, realiza una línea sobre los dientes para calcular la profundidad.

Paso 3: Ayúdate con una morsa de banco fija (prensa de banco). Coloca el tenedor, sostenido por debajo de la línea que realizaste con el marcador.

Paso 4: Una vez fijado, toma un martillo y dobla los dientes unos 90º.

También Puedes Leer  Señor dobló un flotador, le puso cinta aislante. ¿pero El resultado? ¡Todos los deben de aprender!

Paso 5: Luego deberás cortar el mango: Nuevamente, fíjalo en la morsa de banco. Con una pequeña sierra (o con la herramienta que prefieras) separa el mango de los dientes.

Toma las dos piezas resultantes. El mango debe poder deslizarse fácilmente por la ranura o espacio que existe entre los dientes del tenedor.

Paso 6: Inserte los dientes doblados del tenedor, en el orificio de enganche. Cierra la puerta. Cruza el mango por la ranura que existe entre los dientes.

Eso funcionará como una traba de puerta, que bloquea el ingreso, incluso cuando la puerta no esté cerrada con llave.

En el siguiente video podrás ver con más detalle cada uno de estos pasos, échale un vistazo y crea tu propio método de seguridad.

El Té De Sauce Es La Solución Milagrosa Para La Próstata

La Bebida Milagrosa Y Mucho Más Efectiva Que La Quimioterapia