Aprende Como Blanquear tus Zapatillas Blancas Con estos Trucos Caseros MUY FACILES

Ya quisiera uno que los zapatos no se ensuciaran con facilidad, lamentablemente eso no es posible.

En la calle e incluso en la casa la suciedad está en todos lados, y que tus zapatos estén relucientes todo el tiempo es poco probable.

Pero sí está la forma de limpiarlos en un santiamén, de esa forma estarás feliz y te animarán para que tu día empiece con buen pie.

¿Quieres saber cómo lograrlo? Sigue leyendo y no te pierdas de lo que traemos para ti.

Blanquea tus zapatillas en un 2×3

La mayoría de los blanqueadores tienen muchos químicos, hay otras formas de ser menos agresivos con tus zapatos y más si son tus favoritos, así estarás eternamente con ellos.

Todas las zapatillas tienen una suela blanca, esta con el tiempo tiende a ponerse amarilla, y aunque lo laves con jabón, no suelen quedar como antes.

Incluso hay blanqueadores comerciales que los ponen peor, haciéndolos lucir más amarillos, sin embargo, hay maneras de volver a darle vida a esos zapatos de forma más natural.

Te daremos 5 formas para lograrlo, ¡toma papel y lápiz! Y manos a la obra.

Sal gruesa

Ingredientes:

½ taza de sal gruesa

1 taza de detergente

1 cepillo

Aplicación:

Con un pañito seco se limpia por fuera la zapatilla, luego se frota la sal gruesa y se deja actuar por una hora.

Al pasar ese tiempo se enjuaga con agua fría y el detergente. Finalmente, déjalas secar en la sombra.

Sal y leche

Ingredientes:

½ taza de sal gruesa

1 litro de leche

½ litro de agua

1 taza de detergente

Aplicación:

En un balde se coloca la leche y el agua junto con la sal, se sumerge las zapatillas y se deja actuar por 3 horas, al terminar ese tiempo, se sacan y se lavan con detergente.

También Puedes Leer  Remedio casero para curar 100% la Psoriasis de tu cuerpo

Pasta de dientes

Ingredientes:

1 cepillo de dientes

Pasta de dientes

1 paño húmedo

Aplicación:

Se coloca una gran porción de pasta dental en la zona que se desea blanquear, se formará una espuma que quitará la suciedad, se sigue cepillando por unos minutos y luego se le pasa un paño húmedo.

Bicarbonato de sodio y vinagre blanco

Ingredientes:

½ taza de vinagre blanco

¼ de taza de bicarbonato de sodio

1 cepillo

Aplicación:

Se mezcla los ingredientes hasta formar una pasta, se frota la misma por el zapato y se deja actuar por 30 minutos, luego se enjuaga y listo.

Amoníaco y jabón de lavaplatos

Ingredientes:

1 cucharadita de amoníaco

1 cucharada de jabón lavaplatos

2 litros de agua tibia

1 cucharada de bicarbonato de sodio

1 cepillo

Aplicación:

Con el cepillo remueve toda la suciedad acumulada. Luego se diluye los ingredientes en el agua tibia. Se sumerge los zapatos en el líquido y se deja actuar por una hora. Al terminar, frótalos con el bicarbonato y pásalos por agua hasta que queden limpios.

¡Allí lo tienes! Blanqueadores caseros que dejarán tus zapatos como nuevos. ¡A intentarlo!

Envoltura De Miel Para Acabar Con La Tos Y La Congestión Nasal, ¡En Tan solo 1 Noche «Apto para niños mayores de 1 año!

11 increibles y Alternativos usos De La Pasta De Dientes Que Seguramente No Conocías